Ambiente, Cambio climático, Desarrollo Sostenible, Infancia

Greta Thunberg inicia su duelo con Trump en Davos: “No sirve ser conscientes del problema, hay que actuar”

Ene 22 2020

Lalo Agustina – La Vanguardia

La activista sueca asegura que no está sola y llama a la humanidad a tratar la emergencia climática como una crisis real

La activista sueca Greta Thunberg ha llamado este martes a los ricos y poderosos asistentes al Foro Económico Mundial de Davos a pasar a la acción y a no quedarse en la superficie que supone asumir la emergencia climática y no hacer nada.

Pocas horas antes de la llegada de Donald Trump al mismo evento, su antagonista por antonomasia en esta cruzada planetaria medioambiental, Thunberg se ha desmarcado de quienes intentan encasillarla, según su visión, como una voz aislada dentro de la juventud mundial: “No soy solo yo, sino que se trata de toda esa gente joven que está empujando unida” para remover las conciencias de quienes tienen las herramientas para actuar.

Mensaje contundente

“Las emisiones globales de CO2 no se han reducido y esto es precisamente lo que tenemos que conseguir”

En la sala Sanada del centro de conferencias de Davos no cabía un alfiler antes de que diera comienzo, a las 8:30 de la mañana, la primera de las intervenciones de Thunberg en el día. “La gente es más consciente ahora de lo que pasa y el clima y el calentamiento global son cuestiones que ya están sobre la mesa en estos momentos”, ha añadido la activista, satisfecha por haber logrado un primer objetivo, el de ser escuchada. Es el segundo año consecutivo que la joven acude al foro de Davos.

Pero lo logrado no es suficiente para Thunberg porque se trata de una emergencia que requiere decisiones inmediatas y contundentes. “Esto es solo el principio, la batalla por el cambio climático y contra el calentamiento global requerirá más que ser conscientes de lo que está pasando”. En este sentido, ha animado a los líderes presentes en la sala a escuchar a los científicos. “Si no tratamos el problema como una crisis real, no podremos resolverla”, ha insistido.

Según Thunberg, “las emisiones globales de CO2 no se han reducido y esto es precisamente lo que tenemos que conseguir”. La sesión en la que ha participado la activista sueca, patrocinada por la revista Time –que la nombró personaje del año en el 2019– estaba formada por un panel de jóvenes que, como ella, están comprometidos por la defensa del planeta.

Thunberg se ha congratulado de que su mensaje ha calado. “No me quejo de que no ay sido escuchada”, ha dicho. Es la ausencia de cambios lo que la enerva. “Esto va de nosotros y de las generaciones futuras y de todos aquellos a los que [la emergencia climática] les afecta hoy”. Para terminar, la activista ha remarcado que se requiere un cambio de paradigma: “La ciencia y la voz de la juventud no está en el centro de la conversación, pero necesitan estarlo”.

————————-

Anexo, Página12, Argentina:

Greta Thunberg retó a Trump en Davos

La activista sueca pidió acciones concretas y urgentes

El Foro Económico Mundial que tiene lugar en Davos fue el escenario de un nuevo contrapunto entre la activista Greta Thunberg y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

El Foro Económico Mundial que tiene lugar en Davos fue el escenario de un nuevo contrapunto entre la activista Greta Thunberg y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump. La militante ambientalista reclamó medidas concretas y urgentes. “Nuestra casa todavía está en llamas. La inacción de ustedes alimenta las llamas cada hora, les decimos que actúen como si amaran a sus niños por sobre todas las cosas”, reclamó Thunberg. Por su parte Trump arremetió contra los pesimistas y pidió a los asistentes a Davos que rechacen a los profetas de la fatalidad.

En nombre del movimiento ambientalista global, la joven activista sueca pidió no demorar la toma de decisiones. “Cuando les decimos que entren en pánico no les decimos que hagan lo que hicieron antes”, manifestó Thunberg. “No les decimos que se confíen en tecnologías que ni siquiera existen hoy y que la ciencia dice que quizá no existan nunca. No les decimos que sigan hablando sobre alcanzar cero emisiones o neutralidad en carbono haciendo trampa con números. No les decimos que compensen sus emisiones (de CO2) solo pagándole a alguien para que plante árboles en algún lugar como Africa mientras al mismo tiempo bosques como el Amazones son masacrados”, continuó la activista. «Plantar arboles es bueno, claro, pero no está cerca de ser suficiente y no puede reemplazar la mitigación real del daño a la naturaleza”.

Este es el segundo año consecutivo en que la joven activista concurre a la cumbre de Davos. En su discurso tambíen acusó a los líderes mundiales de volver letra muerta el Acuerdo de París. Este contempla la transformación de diversos modos de producción para reducir drásticamente el impacto de las industrias sobre el cambio climático. “El hecho de que Estados Unidos abandone el Acuerdo de Paris parece enojarnos y preocuparnos a todos. Y debería. Pero el hecho de que todos estamos por fallar en el compromiso que firmaron en el Acuerdo de París no parece molestar a los poderosos ni siquiera un poco”, señaló Thunberg.

Para la ambientalista no es necesaria una economía con pocas emisiones de carbono sino que se detengan las emisiones completamente. También procuró subrayar que no habla en nombre propio sino como parte de un grupo de activistas climáticos. «Demandamos que ustedes, los empresarios y líderes más poderosos e influyentes del mundo, empiecen a tomar las acciones requeridas”, pidió Thunberg

Hora más tarde hizo su llegada al recinto el presidente Donald Trump. Relajado y lejos del juicio político que sigue desarrollándose en su país, el mandatario atacó las predicciones pesimistas sobre el medio ambiente. «Tenemos que rechazar a los eternos catastrofistas y sus predicciones de apocalipsis», dijo Trump. Luego acusó a los «herederos de los insensatos adivinos del pasado» de equivocarse con el cambio climático. Para el presidente cometieron errores cuando predijeron la superpoblación del planeta o el fin del petróleo como principal fuente de energía del planeta. 

Trump aseguró estar comprometido con conservar la majestuosidad de la obra de Dios. Luego anunció que se unía a la iniciativa de Davos de plantar un billón de árboles en el planeta. Varios países asistentes al Foro se comprometieron con ese propósito. Sin embargo para Thunberg no alcanzará con esa medida. «Plantar arboles es bueno, claro, pero no está cerca de ser suficiente y no puede reemplazar la mitigación real del daño a la naturaleza”, sostuvo la activista.

admin